Sergi Roberto- Riqui Puig: borrón y temporada nueva

  • Lideraron la primera parte mostrando el juego que no tuvieron el año pasado
  • El de Matadepera puso las ideas atacantes y el de Reus las interpretó con acciones de peligro
Gabriel Sans

Gabriel Sans Periodista Barcelona Actualizado a 21-07-2021 21:41

El primer once titular de Koeman de la pretemporada resultó un mixto entre jugadores más suplentes que titulares, descartados y señalados y canteranos prometedores. De la mezcla, dos nombres de veteranos por encima de todos: Sergi Roberto y Riqui Puig, dispuestos a hacer borrón y cuenta nueva después de una última temporada para olvidar, uno por culpa de una sucesión de lesiones y el otro, condenado a un persistente ostracismo.

De los dos, S ergi R oberto aún no tiene garantizada su continuidad al cien por cien. Casi seguro que sí, pero no del todo. Se ha pasado el verano leyendo mil cosas, que si le iban a proponer una renovación por un año, que si podría entrar en un truque, que si ofertas del City o del Bayern, que si ahora una ampliación por dos temporadas… Está más cerca de quedarse que de irse, pero el contexto económico del club manda sobre cualquier lógica.

Curtido en todo, el de Reus va a lo suyo. A jugar, ponerse en forma y demostrar que tiene sitio. Contra el Nàstic exhibió de nuevo su polivalencia. Ni de lateral ni de pivote, sino de interior por la derecha. Y cumplió con esa rendimiento más que regular que enseña siempre. En posiciones más avanzadas, esculpió jugadas ofensivas, como un remate con el exterior elevándose que el portero desvió, una acción que tuvo cierto aire a aquel que anotó en aquel histórico 6-1 al PSG en la Champions League, y un remate de cabeza que el portero Manu García atajó. Pensó siempre en vertical, asociándose con todos, buscando siempre la mejor opción. Sergi Roberto se llevó una buena nota en este arranque pero su mejor botín es acumular los minutos que no tuvo el año pasado. Ah!, y coger físico.

Uno de sus principales aliados fue Riqui Puig. Su historia es distinta. Nadie pone en duda su continuidad. Es uno de los futbolistas que abandera esta nueva etapa. Aunque no contó con oportunidades el año pasado, lo que le impidió demostrar la calidad de su juego, la dirección deportiva quiere que el primer equipo note su presencia. Y Koeman acata la decisión desde el principio.

Riqui Puig no se escondió ante este primer rival. Asumió la responsabilidad de liderar la sala de máquinas y no le tembló el pie a la hora de trazar líneas de pase, tanto hacia el exterior abriendo las bandas, como hacia el interior con pases imposibles, en huecos minúsculos o en medio de un prado de botas. Dio pero también se ofreció. A S ergi Roberto, por afinidad, le encontró siempre en situaciones de desmarque y en un uno contra uno. También a la hora de liderar el peligro. Un centro suyo modeló un remate con veneno.

Con Yusuf Demir, la perla austríaca que asombra a Koeman, se entendió a la perfección. El jovencísimo mediapunta le lanzó un balón en largo al interior del área que no empalmó con precisión. No tuvo tiempo para excesos, porque fueron cuarenta y cinco minutos, pero sí para mostrar sus dotes de mando

https://www.mundodeportivo.com/futbol/fc-barcelona/20210721/410626688166/barca.htmlTomado de:

Sobre Bismarck 11493 artículos
Hola mi gent blaugrana. Mi nombre es Oscar Caballero Miranda. Industrialista desde 1990, Barcelonista desde que Rivaldo jugaba, seguidor de la Manschaft alemana(por eso mi nick es Bismarck) . Considero a Lionel Messi el mejor futbolista que he visto, y siempre estoy abierto a debatir con respeto. Un saludo culé!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*