Opinión: A Griezmann se le fichó exactamente para esto

Ernest Folch

El Barça hizo valer su condición de ‘grande’ y ganó ‘in extremis’ un partido que tenía perdido y por el que había transitado más muerto que vivo hasta el último cuarto. En el minuto 72 De Jong filtró un pase de artesano a Griezmann, que hizo valer su condición de ‘9’. Hasta aquel momento el equipo de Setién había pasado de puntillas por el partido como si no fuera con él, despistado y superado por un Ibiza admirable, que hizo méritos para sentenciar el encuentro con un segundo gol. Pero el fútbol poco sabe de justicia y de merecimientos. En el momento culminante el partido, el Barça encontró por fin la conexión letal, Ansu Fati se puso el equipo encima de sus hombros, el equipo puso media marcha más, y al filo de la prórroga, volvió a aparecer Griezmann, para certificar que a menudo basta con la pegada para sobrevivir, incluso para ganar, como ayer, sin merecerlo. El Barça de ayer poco tuvo que ver con el que vimos contra el Granada: la apuesta delicada y ambiciosa del domingo dejó paso a una victoria vulgar como la de ayer, meramente resultadista. El equipo puede intentar justificar su pésima actuación con la excusa de la Copa, el campo o el nuevo sistema de competición. Lo que se quiera. Pero por mucho que se adorne, ayer se volvieron a ver, a pesar del nuevo entrenador, vicios antiguos.

GRIEZMANN HACE DE ‘9’

La buena noticia del partido es que Griezmann hizo ayer exactamente lo que se espera de un ‘crack’ y también de un ‘9’. En pleno debate sobre el delantero centro, el francés resolvió por la vía directa un partido muy feo y además lo hizo con la definición que se espera del ariete que el Barça rastrea por media Europa. A Griezmann se le fichó exactamente para esto: para aparecer cuando no está Messi y resolver partidos por su calidad. Ibiza debería ser el punto de inflexión a partir del cual el futbolista francés tenga la influencia y la capacidad resolutiva que demostró en el Atlético.

RIQUI, UN PARTIDO PARA APRENDER

Después de su espléndida aparición contra el Granada, Riqui Puig estuvo ayer muy por debajo de lo que se espera de él: defendió mal el gol del Ibiza y perdió pelotas en zonas comprometidas. Setién volvió a confiar en él, pero lo cierto es que no era partido para peloteros. Dicho esto, sería injusto culparle de la horrenda primera hora del partido en la que todos, sin excepción, rozaron el ridículo. Para un jugador de la edad de Riqui, un mal día como el de ayer debe servirle como aprendizaje.C

Tomado de:https://www.sport.es/es/noticias/opinion/griezmann-ficho-exactamente-para-esto-7817615

Sobre Bismarck 11747 artículos
Hola mi gent blaugrana. Mi nombre es Oscar Caballero Miranda. Industrialista desde 1990, Barcelonista desde que Rivaldo jugaba, seguidor de la Manschaft alemana(por eso mi nick es Bismarck) . Considero a Lionel Messi el mejor futbolista que he visto, y siempre estoy abierto a debatir con respeto. Un saludo culé!

3 comentarios

  1. Si eso estamos claro para esto vino para meterle goles en copa a un equipo de segunda B que grande el princito, bochorno fue lo que se vió ayer, hablen de eso, saludos

  2. Bueno riqui, para lo mucho que se habla de el tiene que demostrar, ese equipo no era rival alguno, es donde el debe crecerse, ayer demostro xq valverde no contaba con el, no tiene fisico para afrontar futbol de alto nivel. Tiene que mejorar

Responder a ulises31 Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*