La Masia, espejo del mundo y del Barça

Uno de los mejores indicadores de la salud azulgana es su capacidad para asociar cada etapa con un futbolista canterano

18Ramon Besa 14 OCT 2019 – 13:11 CEST

Fati, en un entramiento de la selección Sub-21.
Fati, en un entramiento de la selección Sub-21. Rodrigo Jiménez EFE

Las tareas de demolición del Miniestadi, inmortalizado desde su inauguración en 1982 por aquella imagen en la que se ve a Amor sustituir a Maradona, han coincidido con el estreno del estadio Johan Cruyff y la irrupción de Ansu Fati, un delantero que ni siquiera ha tenido que jugar en el Barça B para alcanzar el Camp Nou. Aunque los tiempos cambian de forma vertiginosa, uno de los mejores indicadores de la salud del Barcelona es la cantera y su capacidad para asociar cada etapa con un futbolista vinculado a La Masia.

El mejor Barça ha construido su relato a partir de futbolistas como Samitier, Segarra, Guardiola, Puyol, Xavi, Iniesta o Messi. Muchos jugadores se formaron en los filiales, como el España Industrial, el Condal, el Atlètic Catalunya, el Barcelona Atlètic o el Barça B, con muy buenos técnicos y cazatalentos únicos de la talla de Poszony, Llorens, Boter, Laureano, Olivé, Tort o Xavi Puig, y en campos como el Sol de Baix, Les Corts, Fabra Coats o Miniestadi.

Aunque se cuentan también figuras que trascendieron a nivel individual en tiempos de escasez colectiva, como Lobo Carrasco, Rojo O Iván de la Peña, el mayor momento de gloria azulgrana se dio en 2010 cuando Messi, Iniesta y Xavi ocuparon el podio del Balón de Oro de 2010 después de que ganara el Mundial la selección española, el mejor equipo contra el que se ha enfrentado Messi, seguramente porque sintió de alguna manera que jugaba contra su Barça.

Aquel éxito fue considerado irrepetible incluso por técnicos que han apostado decididamente por la cantera como Guardiola y Tito. A falta de generaciones únicas, o camadas sobresalientes, se impone la apuesta por solistas o especialistas, como en su día fue Milla o más tarde Busquets, exponentes de la figura del medio centro, el signo de distinción azulgrana, o por delanteros indesmayables del estilo de Pedro o Carles Pérez, o goleadores como Bojan.

El foco está puesto ahora en Ansu Fati. El guineano formó parte de un Alevín A con Take Kubo, Eric García y Guillermo Amor. Kubo fichó por el Madrid y juega cedido en el Mallorca, Eric está en el Manchester City y Amor recaló en el Leeds. Así que hoy resulta imposible que Fati, Kubo, autores de 56 y 73 goles en aquel equipo de niños, y Eric puedan evocar el Barça de Xavi, Iniesta y Messi. Ha cambiado la vida, han variado las leyes del mercado y ya no se dan quintas como la de Lo Pelat o la del Buitre en el Madrid.

Los cadetes actúan como profesionales y se disgregan en edad juvenil, circunstancia que dificulta la tarea de los clubes formativos, pocos con el sello del Barça y del Ajax, que no pudo retener a De Ligt ni al hoy azulgrana De Jong. Ante tal contexto, el mérito del Barça ha sido saber buscar y encontrar al jugador que ilustre la nueva época desde la ventana de La Masia. Ansu Fati llegó de Guinea, responde al perfil de los millennials y ha metabolizado el juego azulgrana desde que a los 10 años ingresó procedente de Sevilla. Hoy juega en el Camp Nou después de caer el Miniestadi y levantarse el estadio Johan Cruyff.

Tomado de:https://elpais.com/deportes/2019/10/13/actualidad/1570987017_254218.html

Sobre Bismarck 6616 Artículos
Hola mi gent blaugrana. Mi nombre es Oscar Caballero Miranda. Industrialista desde 1990, Barcelonista desde que Rivaldo jugaba, seguidor de la Manschaft alemana(por eso mi nick es Bismarck) . Considero a Lionel Messi el mejor futbolista que he visto, y siempre estoy abierto a debatir con respeto. Un saludo culé!

11 Comentarios

          • ya jugarán veremos en unos años cuales son mejores, solamente por la parte fisica ya la cantera madrideña va ganando pq el barca lo que tiene son sariguellas flacuchas y chiquitos…

            • Claro, zariguellas como Ronald Araujo, mientras el Madrid tiene al gigante Kubo, o al muy portentoso Brahim…. infórmate antes de opinar, Ansu Fati mide 1.78 con 16 años, Aleña 1.80… lo único que va ganando es la prensa madridista.

                • Por eso no, porque el Barcelona tuvo en la cantera a un 9 de 1.90 Gabriel Novaes de condicones espectaculares… y como mismo vino, se fue. Hay quienes triunfan con el físico(CR7) o con el talento(Messi)

                    • Ninguno sin talento no hubiesen podido triunfar en el fútbol, creo que solo buscas palabras para poder rascar la picasón que sientes al ver la realidad descrita en la noticia, si no quieres escuchar de las cosas buenas del Barcelona entonces no visites este sitio. Cuando preguntes en cualquier punto cardinal de este planeta por una escuela de fútbol, digase de las de verdad, entonces a cualquiera lo primero que se le viene a la cabeza es MASÎA, aunque no te guste.

  1. No entiendo? Entonces por qué estamos hablando de flacuchos? No será de los q se convierten en The Best, iluminan con su talento, y enamoran a sus enemigos. ESE salio de la fábrica Barca y otros comparte tambien comparten su escuela y su ADN: PURO TALENTO!!!

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*