Opinión: Año II después del VAR

Toribio Blanco Jefe Sección

Toribio Blanco

Mañana arranca por fin la nueva temporada de LaLiga, la segunda desde la implantación del videoarbitraje en el fútbol español, el conocido VAR. Ligas como la Bundesliga o la Serie A lo estrenaron un año antes, los primeros seguramente por su aceptación natural a la tecnología y los segundos, seguro, como solución para limpiar un fútbol italiano manchado por los escándalos de amaños de partidos y campeonatos -con los árbitros como protagonistas- que persigue desde que explotara el Calciopoli.

Se han puesto duros los transalpinos, como demostraron la temporada pasada al sancionar al árbitro Rosario Abisso con tres partidos sin pitar por señalar un penalti inexistente a favor de la Fiorentina en el descuento contra el Inter. El partido iba 2-3 y el escándalo fue mayúsculo después de que, tras revisar la jugada en la pantalla aconsejado por sus asistentes en el VAR, Abisso insistiera en pitar la pena máxima que derivó en el 3-3 definitivo. La sanción parece escasa pero el mensaje es claro: el árbitro ya no es intocable.

La Premier League vivía hasta la semana pasada en su particular ‘Brexit’ cuando finalmente se sumó a una realidad imparable, igual que claudicó la UEFA, también tarde, a principios de este año estrenando el VAR en la Champions y la Europa League. Así pues, LaLiga no fue la primera, pero tampoco la última competición en aceptar la ayuda de la tecnología en el arbitraje, algo ya incuestionable.

Para el año II después del VAR, la RFEF decidió cambiar de proveedor tecnológico, de Mediapro a Hawk-Eye, la empresa creadora del famoso ‘Ojo de Halcón’, proveedora de las principales ligas de fútbol europeas (Bundesliga, Premier, Serie A) y de la Champions. El nuevo proveedor llega con una promesa: mejorar con tecnología 3D las polémicas líneas del fuera de juego, uno de los puntos negros del VAR la temporada pasada.

Pero siguen quedando cuestiones que el videoarbitraje no resuelve. Por ejemplo, en las infracciones por manos, el organismo encargado de dictar las normas del fútbol, el IFAB, ha introducido novedades -explicadas ayer al detalle en este diario- que deberían ayudar, alejándose de la interpretación arbitral. Si la mano está por encima del hombro y la pelota viene de un rival es infracción, sea o no un acto voluntario.

Y ya están a prueba iniciativas como la exclusión temporal de jugadores por 10 minutos en dos variantes: en todas las tarjetas amarillas y si hay doble amonestación pudiendo ser sustituido el jugador o en situaciones concretas, como simulaciones, gestos reprobatorios o impedir intencionadamente que el rival ponga el balón en juego rápidamente, independientemente de si son merecedoras de tarjeta. En este caso dos amarillas serían una expulsión sin cambio. Ya están en marcha en las categorías inferiores inglesas.

La llegada de la tecnología ha marcado un antes y un después en el fútbol y las normas deben ayudarla en su premisa de ‘mínima interferencia, máximo beneficio’. El Barça, primer campeón de LaLiga con VAR, y el Athletic serán mañana los primeros en ponerlas a prueba en su nueva versión.

El Benfica altera una de las nuevas normas

Entre las novedades normativas aprobadas por la IFAB esta temporada hay una que ha quedado alterada por un hecho curioso. En el partido de pretemporada a finales de julio entre el Benfica y el Milan, el meta del equipo luso Vlachodimos aprovechó la nueva norma, la Ley 16, que le permite iniciar el juego con un jugador de su equipo dentro del área para, en un saque de portería, elevar el balón, que un defensa le devolvió con la cabeza y sacó finalmente largo con las manos. La acción generó controversia en la IFAB que decidió no permitir esta situación y, por el momento, se hará repetir el saque de puerta en este tipo de jugadas.

Tomado de:https://www.mundodeportivo.com/opinion/20190815/464093869500/var-opinion.html

Sobre Bismarck 6693 Artículos
Hola mi gent blaugrana. Mi nombre es Oscar Caballero Miranda. Industrialista desde 1990, Barcelonista desde que Rivaldo jugaba, seguidor de la Manschaft alemana(por eso mi nick es Bismarck) . Considero a Lionel Messi el mejor futbolista que he visto, y siempre estoy abierto a debatir con respeto. Un saludo culé!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*