La estrategia que el Barça debe poner en práctica en el camino hacia el triplete

  • El FC Barcelona quiere seguir luchando por el triplete, pero el calendario de Liga, Champions y Copa del Rey le atosiga y apenas le deja respirar. Hay una estrategia que Ernesto Valverde debe poner en práctica, y de la que no debe olvidarse para poder ganar

Hace algunos años era apenas un sueño, pero el FC Barcelona lo hizo realidad y ahora el triplete es un objetivo habitual. Liga, Champions y Copa del Rey son las grandes ambiciones de un equipo comandado por Ernesto Valverde, que ya conquistó un doblete pero quiere exigirse todavía más. Tiene armas suficientes para ganar, pero le toca batallar contra un rival tan complicado como el calendario.

Si algo se ha destacado de los culés en los últimos meses es que tienen una plantilla potente y compensada, y es ahora cuando la deben aprovechar. Algunos miembros de la segunda unidad han sufrido para seguir el ritmo de los titulares, pero bien rodeados de los indiscutibles su rendimiento y confianza se pueden potenciar. No hay ninguno que no valga para aportar su granito de arena a la causa.

En los partidos grandes es evidente que habrá once de gala, pero la clave es ajustarlo poco a poco para que todos tengan un descanso necesario. En los últimos tiempos ha quedado demostrado que las revoluciones no son buenas compañeras, pero con sustituciones a tiempo y algunas modificaciones en los onces iniciales, se podrá navegar con mayores garantías en un curso en el que no hay rival pequeño. Cualquiera puede dar la sorpresa.

Entre los Ter Stegen, Piqué, Alba, Busquets o Suárez deben aparecer de tanto en tanto los Murillo, Miranda, Aleñá o Malcom. Es decir, que pese a las rotaciones la base ofrezca siempre solidez y saber hacer, pero que incluya pinceladas de teóricos suplentes, jóvenes y recién llegados. Sea con movimientos de inicio o desde el banquillo, es el camino para refrescar a la tropa.

Ernesto Valverde debe tener en cuenta que de nada servirá todo el buen trabajo hecho hasta el momento si sus estrellas se funden en el próximo mes y medio, en el penúltimo paso para luchar por los trofeos de la campaña. Enero ha sido exigente y ha mostrado la prueba que supondrán febrero y marzo, que cambiarán la Copa por la Champions y darán paso a abril y mayo, los meses en los que toca rematar la faena.

Y si el Barça quiere llegar con opciones de imponerse a todos sus adversarios, la frescura es el factor que siempre debe llevar a su lado, porque aunque haya dos o tres cracks que estén más cansados, si los restantes resisten, será más fácil contar los compromisos por triunfos. La profundidad del vestuario puede y debe ser determinante.

Las estrellas reservadas siempre deben estar en el banquillo

Para evitar sustos como el que recientemente dio el Sevilla, hay otro plan que se puede añadir a la apuesta. Toca contar con el fondo de armario pero no dejar de lado a las estrellas, que siempre deben aguardar en el banquillo por si la cosa se complica. No sólo la afición está más tranquila si Leo Messi descansa pero lo hace en el banco, porque sus compañeros también dan un añadido cuando saben que tienen el rosarino a su lado.

Valverde y el ’10’ están logrando planificar todos sus descansos a la perfección, y no son pocos los que piensan que de su estado de forma dependerán las opciones del Barça. Eso tiene mucha parte de cierto, pero a la hora de la verdad, será igual de importante contar con el mejor Piqué, el mejor Busquets o el mejor Suárez. Y a ellos deben ayudarles los Vermaelen, Samper o Boateng. Si sabe aprovechar sus fortalezas, este grupo puede acabar la temporada a lo grande.

TOMADO: https://www.fcbarcelonanoticias.com/

Sobre neymar11 4083 artículos
Mi nombre es Jorge Infante Verdecia, vivo en la provincia de Holguín. Soy fiel seguidor del FC Barcelona y Brasil, es decir fanático del buen fútbol.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*