Dembélé vuelve al Coliseum como el Ave Fénix

Su primera temporada como culé quedó truncada por las lesiones

Ahora llega como uno de los jugadores más decisivos del Barça

El año arranca para Ousmane Dembélé con el regreso a un estadio que marcó negativamente su primera temporada en el Barcelona. El francés apenas acababa de llegar al equipo azulgrana cuando cayó lesionado en el Coliseum Alfonso Pérez. Una lesión de la que le costó recuperarse y que impidió que su adaptación a la dinámica del equipo fuera por los cauces normales. La idea era que el galo llegara más que adaptado al tramo decisivo de la temporada, pero no pudo ser. Cuando los azulgranas se estaban jugando todos los títulos, el ex del Borussia de Dortmund se hallaba en su particular pretemporada.

Aquel encuentro de septiembre de 2017 suponía para el extremo su primer partido como titular en Liga con el Barça, pero duró muy poco sobre el terreno de juego. A los 28 minutos tuvo que retirarse del campo tras un mal gesto al intentar ceder un balón a Luis Suárez. Ese sería el pistoletazo de salida a cuatro meses en el dique seco por lesión.

Llega reforzado

Lejos queda ya aquello. La situación de Dembélé en el Barça nada tiene que ver con la de la temporada pasada. A pesar de que ha sido noticia por algunos asuntos extradeportivos, sobre todo por su falta de disciplina con los horarios, Ousmane está respondiendo en el terreno de juego. El francés está protagonizando un buen arranque de curso y se ha ganado la simpatía de los culés a base de buenas actuaciones. La mejor manera de sacudirse del todo los demonios del curso pasado sería salir por la puerta grande del Coliseum.

 

Tomado de:https://www.marca.com/futbol/barcelona/2019/01/04/5c2e42b322601d49658b4578.html

Sobre Bismarck 11493 artículos
Hola mi gent blaugrana. Mi nombre es Oscar Caballero Miranda. Industrialista desde 1990, Barcelonista desde que Rivaldo jugaba, seguidor de la Manschaft alemana(por eso mi nick es Bismarck) . Considero a Lionel Messi el mejor futbolista que he visto, y siempre estoy abierto a debatir con respeto. Un saludo culé!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*