Neymar-Barça: historia de un engaño global

El brasileño y su entorno jugaron al despiste con todos los estamentos del club

Neymar posa con Nasser Al-Khelaifi el 4 de agosto de 2017 durante su presentación con el PSG

Neymar dejó de ser jugador del Barça el pasado 3 de agosto para firmar por el PSG y convertirse así en el fichaje más caro de la historia del fútbol. Sus abogados abonaron en las oficinas del Barça, después de que la LFP se negara a aceptar el cheque, los 222 millones de euros que se estipulaban en su cláusula. Fue la confirmación de un engaño global que se alargó como un culebrón durante la gira que el Barça realizó por Estados Unidos.

El 18 de julio, durante la presentación de Pep Segura como nuevo mánager general del FC Barcelona, Jordi Mestre, vicepresidente deportivo azulgrana, negó con rotundidad que el brasileño pudiera dejar el Barça ante las informaciones que ya empezaban a aparecer señalando que Ney podría recalar en el PSG. “Neymar se quedará al 200%”, explicó Mestre. De hecho, no fue el único que quedó en mal lugar por la treta del brasileño. El día antes, en su comparecencia junto a Valverde, Robert Fernández también dijo que “nadie pagará la cláusula de rescisión de Neymar”.

Neymar, lejos de atacar los rumores, los alimentó al máximo. Se subió al avión con la expedición azulgrana para realizar la gira por EE.UU. y durante los diez días que duró fue el único foco de atención. En las ruedas de prensa no había otro interés que no fuera Neymar, que era observado con lupa, tanto en los entrenamientos como en los partidos.

En el USA Tour, las versiones sobre su continuidad en el Barça fueron contradictorias. Antes de que su padre se desplazara a EE.UU. hubo una cumbre con él en Barcelona, donde pareció que la continuidad de Neymar estaba garantizada, al menos, así se lo confesó Neymar sénior a los directivos del Barça. Sin embargo, ninguno de los Neymar, ni padre ni hijo, quisieron abrir la boca para confirmar ni desmentir públicamente su continuidad en el Barça. El delantero llegó a participar en un acto comercial en Miami, pero ni pío sobre si seguía o no.

Las reuniones se sucedieron en el hotel del Barça en New Jersey, en un intento a la desesperada de convencer a Neymar de que se quedara. No solo los directivos, sino el entonces director de fútbol, Raül Sanllehí y los cracks del Barça, especialmente Messi, Suárez y Piqué, trataron de hacerle verle que no había mejor sitio que el Barça para él. Por momentos, Neymar, que dudaba, pareció hacerles creer que seguiría, hasta el punto que Piqué colgó en su Instagram una foto con Neymar con el famoso “se queda”. Incluso Piqué fue engañado.

Al final de la gira, con el equipo regresando de Miami a Barcelona, Neymar voló directamente a China para participar en un acto comercial que ya tenía pactado anteriormente con el Barça. Incluso posó con la camiseta azulgrana. De allí se trasladó a Barcelona, donde llegó para despedirse de sus compañeros y, una vez abonada la cláusula de rescisión, volar a París para ser presentado. Eso sí, no contento con el engaño al club y a la afición durante todo el verano y tras recibir la millonada del PSG, que lo convirtió en el jugador mejor pagado del mundo, Neymar decidió denunciar ante la FIFA al Barça. El club entendió que el jugador había incumplido su contrato y lo denunció a su vez en los juzgados y, en consecuencia, depositó el dinero de su prima de renovación que no le había pagado en un notario, a la espera de que la justicia decidiera. Por el momento, el Barça va por delante, pues la FIFA se declaró incompetente en el caso.

TOMADO: http://www.mundodeportivo.com/

Acerca de neymar11

Mi nombre es Jorge Infante Verdecia, vivo en la provincia de Holguín. Soy fiel seguidor del FC Barcelona y Brasil, es decir fanático del buen fútbol. Por eso mi jugador favorito es Neymar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*